<i>"The Name of Our Country is América" - Simon Bolivar</i> The Narco News Bulletin<br><small>Reporting on the War on Drugs and Democracy from Latin America
 English | Español November 21, 2017 | Issue #40


Making Cable News
Obsolete Since 2010


Cambiar Colores: blackwhiteabout colors

Imprimir
Comentarios

Buscar en Narco News:

Narco News Issue #39
Archivos completos

Narco News is supported by The Fund for Authentic Journalism


Follow Narco_News on Twitter

Sign up for free email alerts list: English

Lista de alertas gratis:
Español


Contact:

Director General:
Al Giordano


Opening Statement, April 18, 2000
¡Bienvenidos en Español!
Bem Vindos em Português!

Editorial Policy and Disclosures

Narco News is supported by:
The Fund for Authentic Journalism

Site Design: Dan Feder

All contents, unless otherwise noted, © 2000-2011 Al Giordano

The trademarks "Narco News," "The Narco News Bulletin," "School of Authentic Journalism," "Narco News TV" and NNTV © 2000-2011 Al Giordano

XML RSS 1.0

San Blas Atempa desafía amenazas del gobierno del estado de Oaxaca con una protesta este martes

Una marcha de la cárcel al Palacio Municipal ocupado, durante las jornadas internacionales contra la brutalidad policiaca


Por Al Giordano
El Otro Periodismo con la Otra Campaña en Oaxaca

13 de marzo 2006

SAN BLAS ATEMPA, OAXACA; MARZO 13, 2006: Una docena de días después de que 800 elementos de la policía estatal tomaran el palacio municipal autónomo de San Blas Atempa el plantón continúa. Si esto fuera una partida de ajedrez el marcador actual sería tablas: las fuerzas de la desobediencia civil en este pueblo de 14 mil habitantes donde la mayoría indígena habla zapoteco están fuera de su centro de gobierno pero también lo están las fuerzas de la cacique política Agustina Acevedo Gutiérrez (alias “La Tina Guada”), que perdió el edificio hace catorce meses.


La policía estatal de Oaxaca en San Blas Atempa.
Foto: D.R. 2006 Bertha Rodríguez Santos
Hoy, un centenar de efectivos estatales rodea un palacio municipal vacío.

Mañana, la inconquistable gente del pueblo marchará hacia ellos.

En las dos semanas pasadas representantes del represivo gobernador de Oaxaca Ulises Ruiz Ortiz han sostenido cuatro sesiones de negociación con los rebeldes de San Blas: una ciudadanía que se adhirió, en masa, a la Otra Campaña zapatista y que recibió al Subcomandante Marcos el mes pasado con un mitín nocturno multitudinario. Una quinta sesión de negociación está fijada para hoy, pero nadie espera que se de por “el doble discurso del gobierno”, de acuerdo a un sanblaseño.

El gobierno del estado ha ofrecido liberar a los nueve presos políticos del pueblo y cancelar las órdenes de aprehención contra 72 ciudadanos si los rebeldes aceptan unirse a un gobierno de coalición con las fuerzas de la destetada jefa política Acevedo. Pese a los encarcelamientos, las órdenes de arresto, la violencia y la ocupación de su pueblo por las fuerzas policiales, los sanblaseños ha rechazado firmemente el ofrecimiento.

“La gente no acepta el trato”, dijo el doctor Francisco Salud Bautista al Otro Periodismo el lunes en San Blas. “Primero queremos que la policía se vaya y que liberen a los presos políticos. Hasta que eso pase no habrá acuerdo alguno”.

Mientras, ayer, la fortalecida jefe política Avecedo Gutiérrez (con solicitadas de página entera esta semana en los periódicos locales urgiendo a los ciudadanos de la región a apoyar su candidatura al congreso federal, “por la equalidad de género”), fue a hacer campaña a la cercana Tehuantepec, pero se encontró con un bloqueo de una hora de cien taxistas y sus vehículos en esa ciudad. “Que queda claro”, dijo al diario Tiempo del Sur José Martín Guzmán López, líder de un sindicato de taxistas con conexiones históricas al Partido Revolucionario Institucional (PRI) al que pertenece Acevedo. “Que se entienda que es en contra de la traidora de transporte Agustina Acevedo, no de los demás candidatos priístas”.

Y anoche, en el pueblo adyacente de Huilotepec, los pobladores molestos con lo que llamaron un gobierno municipal corrupto del mismo PRI tomaron el ejemplo de San Blas y se apoderaron de su propio palacio municipal, esta vez con el apoyo de los oficiales de la policía municipal, quienes tienen sus propias quejas laborales contra un alcalde impopular. También anoche, los ciudadanos de Huilotepec se comprometieron a enviar “la mitad” de sus huestes para unirse a la marcha de protesta agendada para el martes por las fuerzas pro democráticas de San Blas.

Un incendio en el Istmo

En esta temporada seca, cuando los incendios forestales son comunes en toda la región, otro de incendio arde: uno de rebelión contra las imposiciones desde arriba. La una vez aislada lucha de San Blas ahora recibe apoyo regionalmente, nacionalmente e internacionalmente a través de la Otra Campaña zapatista. De acuerdo con las palabras de la Otra Campaña zapatista en la región central del país –en Querétaro la semana pasada– la situación en San Blas, junto con otros actos recientes de represión policial en el estado de Oaxaca, fue el catalizador de la Otra Campaña para llamar a un “día [nacional] de protesta contra la brutalidad policíaca” (marzo 15 es considerado una fecha internacional para ese propósito; en un comunicado zapatista de la semana pasada, Marcos citó erróneamente marzo 14 como la fecha: repentinamente, hay protestas marcadas para ambos días –martes y miércoles– en toda la república mexicana).

De acuerdo con el doctor Salud, uno de los negociadores por parte de la ciudadanía de San Blas en las mesas de negociación, los representantes del gobernador de Oaxaca Ulises Ruiz Ortiz leyó sobre la marcha de protesta planeada “en Internet” y vino hasta él con una copia impresa de la noticia. “Nos dijo que si marchábamos como está planeado, al palacio municipal, enviarán más policías”.

Sin perder el ánimo, la protesta se hará como está planeada, comenzando a las 10 am en la prisión federal de Tehuantepec, ahora hogar de los nueve sanblaseños cuyo único crimen fue ser heridos por la policía (cuatro en enero de 2005 y cinco más en marzo de 2006) y que fueron llevados del hospital a la cárcel. Desde la prisión, sus vecinos marcharán a las oficinas regionales de la Procuraduría General de la República (PGR), luego a las oficinas regional del gobierno del estado de Oaxaca –ambas en Tehuantepec– y luego a su palacio municipal robado, rodeado aún por policías antimotines fuertemente armados.

La semana pasada, 300 ciudadanos de San Blas se reunieron –durante la reunión miraron el video noticiero “Marcos va a la cárcel” del Otro Periodismo con la Otra Campaña, y escucharon un archivo de audio bajado del blog de Enlace Zapatista con las palabras de solidaridad de Marcos desde Querétaro; ambas presentaciones fueron recibidas con ovaciones de pie– y juraron seguir luchando.

Aunque los ciudadanos de San Blas en resistencia están contentos con las declaraciones públicas del Delegado Zero zapatista y las subsecuentes expresiones de solidaridad que recibieron de todo el país y el mundo, “no es suficiente todavía”, dijo el doctor Salud. “Necesitamos que todas las organizaciones sociales y ongs se unan en solidaridad con este municipio de San Blas Atempa, para que la justicia, la paz y la voluntad popular sean respetadas. San Blas Atempa siente sola, marginada y sin defensa. Pedimos más cobertura de los medios también” (a la fecha, tres organizaciones de medios alternativos en la Otra Campaña han dado seguimiento a la visita de Marcos a este pueblo el 6 de febrero: El Cortamortaja en la cercana Jalapa del Marqués, Radio Totopo en Juchitán y el Otro Periodismo de Narco News).

Mientras, la jefa política Agustina Acevedo Gutiérrez, cuya campaña congresal la llevará a otras ciudades cercanas como Salina Cruz, Ixtepec, Tehuantepec y Jalapa del Marqués, puede esperar más oposición del tipo que encontró ayer de parte de los taxistas de Tehuantepec entre ahora y la elección del 6 de julio, mientras la Otra Campaña difunde la palabra –desde abajo y a la izquierda– de su reino represivo y antidemocrático en San Blas.

“Ella y el gobernador están diciendo que la situación en San Blas está ya arreglada, que se ha establecido la paz”, afirmó el doctor Salud. “Pero es mentira”.

La marcha de protesta de mañana, en desafío a la amenaza del famosamente represivo gobierno del estado de Oaxaca de sacar más policías contra la gente, indica que las “tablas” políticas han simplemente llevado al siguiente encuentro en este estratégico tablero de ajedrez del Istmo de Tehuantepec (la región donde una batalla gargantuesca se cocina sobre los planes para un inmenso “parque de energía”): una rebelión continua –desbordándose ahora a otros pueblos y ciudades– que la represión policial, sangrienta y fea como puede ser, es impotente para sofocar.

Share |

Haz click aquí para más del Otro Periodismo con la Otra Campaña

Read this article in English
Legga questo articolo in italiano

Discussion of this article from The Narcosphere


Enter the NarcoSphere to comment on this article

For more Narco News, click here.

The Narco News Bulletin: Reporting on the Drug War and Democracy from Latin America