<i>"The Name of Our Country is América" - Simon Bolivar</i> The Narco News Bulletin<br><small>Reporting on the War on Drugs and Democracy from Latin America
 English | Español July 22, 2014 | Issue #67


Making Cable News
Obsolete Since 2010


Cambiar Colores: blackwhiteabout colors

Imprimir
Comentarios

Buscar en Narco News:

Narco News Issue #66
Archivos completos

Narco News is supported by The Fund for Authentic Journalism


Follow Narco_News on Twitter

Sign up for free email alerts list: English

Lista de alertas gratis:
Español


Contact:

Director General:
Al Giordano


Opening Statement, April 18, 2000
¡Bienvenidos en Español!
Bem Vindos em Português!

Editorial Policy and Disclosures

Narco News is supported by:
The Fund for Authentic Journalism

Site Design: Dan Feder

All contents, unless otherwise noted, © 2000-2011 Al Giordano

The trademarks "Narco News," "The Narco News Bulletin," "School of Authentic Journalism," "Narco News TV" and NNTV © 2000-2011 Al Giordano

XML RSS 1.0

Conozcan a los 41 estudiantes de la Escuela de Periodismo Auténtico de Narco News, generación 2011

Estos talentos con conciencia social se reunirán en diez días de entrenamiento intensivo en México en mayo


Por Al Giordano
Presidente, Escuela de Periodismo Auténtico

14 de marzo 2011

EL CAIRO, EGIPTO, 14 DE MARZO DE 2011: Queridos lectores y partidarios que lo hacen todo posible, una vez más les presentamos una nueva generación de la Escuela de Periodismo Auténtico, y se que les encantará leer sobre cada uno de ellos, incluyendo las palabras que nos compartieron y que hicieron que los eligieramos de entre doscientas solicitudes completas, y como resultado de un extenso proceso de entrevista posterior. Dos de ellos aplicaron para la Escuela 2010 pero no fueron elegidos. Esta vez su persistencia fue su encanto. Tres de ellos no pudieron obtener sus visas para asistir a escuelas pasadas en las que se les había aceptado. Nuestra necedad intenta traerlos esta vez. La generación de este año proviene de África, Asia, Europa, Norte, Sur y Centroamérica. Todos estos individuos son fantásticos, entregados y cada uno trae consigo una perspectiva única y una serie de experiencias para el resto de nosotros. Juntos, ahora se convierten en algo más grande que la suma de sus partes.

Normalmente escribo una introducción más larga para un anuncio tan esperanzador como este, pero para el tiempo en que lea estas palabras Greg Berger (Escuela de Periodismo Auténtico, generación 2004) y yo habremos aterrizado en Egipto donde entrevistamos a organizadores y comunicadores independientes de la histórica resistencia civil que el mes pasado derrocó al régimen del dictador Hosni Mubarak, sobre cómo lo lograron y como otros en otras partes pueden lograr lo mismo. Después, la próxima semana, estaremos entrenando a 26 periodistas y comunicadores norafricanos, del medio oriente y europeos durante cuatro días en Madrid para que reporten mejor los movimientos de resistencia civil en formas que aumenten las posibilidades del movimiento para triunfar.

El Renacimiento del Periodismo Auténtico ahora tiene a la hermana con la que siempre hemos trabajado para hacer las cosas posibles: El Renacimiento de la Resistencia Civil. Y nuestro mundo está cambiando diariamente, para bien, mientras estos movimientos crecen. El gran motor de nuestra pequeña esquina en este despertar global es más grande de lo que hemos sido desde 2003, la Escuela de Periodismo Auténtico de Narco News. La sesión de mayo en México será la más grande, con 41 estudiantes e igual número de profesores, muchos de los cuales son egresados de escuelas previas y han hecho el trabajo de nuestros tiempos.

Así que aquí hay algunas breves introducciones de ellos. A ninguna le he hecho total justicia en profundizar las complejas experiencias y talentos de cada uno de ellos. Pareciera que conozco más de ellos que otros, y es cierto. Si parece que favorezco más a alguien que otro, o que escribo más de él o ella, eso solo significa que seré más duro en aquellos que han tenido tanto poder y por tanto se espera tengan más responsabilidad. Sin embargo, nuestra experiencia es que es en la Escuela de Periodismo Auténtico donde la luz de cada uno se ilumina más fuerte bajo el trabajo intensivo y a través de compartir conocimientos y experiencias personales, que nunca sabemos en realidad hasta que la escuela está sucediendo quien continuará en hacer los mejores trabajos en los años que están por venir. La única cosa de la que estamos seguros es que mucho de estos compañeros que conocerán aquí son periodistas auténticos de los que escuchará una y otra vez mientras pasen los años y las luchas se intensifiquen para una prensa realmente libre, y medios auténticos, en el que no es el manipulador de los pueblos sino el compañero de la evolución de nuestra especie hacia la libertad, justicia, derechos humanos y democracia auténtica.

Por diez días de mayo, estos periodistas estarán reportando para Narco News, aprendiendo, enseñando y convirtiéndose en los periodistas mejor informados en la tierra sobre las estrategias dinámicas de la lucha humana. Estamos encantados con la generación de este año. Creemos que usted también lo estará. Así que sin más preámbulos, les presento, queridos lectores, a la generación 2011 de la Escuela de Periodismo Auténtico…

Aiofe Allen, 29, Londres, Inglaterra

Oficial de prensa de la prominente organización británica “que maś trabaja” en derechos humanos y libertades civiles, Liberty, Aiofe, nació en Irlanda, es escritora con una pasión por la justicia social y los derechos humanos. Ella ha reportado extensamente desde los territorios ocupados palestinos y sobre los aspectos de la economía de la violencia. Después de asistir a la Escuela de Periodismo Auténtico 2011, Aiofe continuará reportando temas similares desde Centroamérica. Ella escribe:

“Habiendo crecido en Irlanda, me di cuenta de los intentos de ls medios de comunicación para desacreditar y despolitizar las demandas de las campañas por los derechos civiles, de políticos y paramilitares en Irlanda del Norte. Este fenómeno se repite hoy en día por el que un relato ampliamente aceptado ha evolucionado desde el inicio de la ‘Guerra contra el Terror’ que enemigos ensombrecedores quieren destruir Occidente porque odian los derechos humanos y la libertad, punto… Gran parte de los medios de comunicación principales en Europa y los Estados Undos, incluso aquellos que pretenden ser de izquierda o de centro se han convertido en parte de esa narrativa que divide al mundo y a su población entre ellos y nosotros, definiendo al mundo musulmás como peligroso y como lo ‘otro’ primitivo. Una narrativa similar se ha desarrollado en relación al socialismo entre los años 1950 y 1980, causando un daño increíble en América Latina…

“El periodista auténtico no tiene obligación de apoyar un gobierno u otro, independientemente de su apoyo pasado. Su deber es registrar y reportar las preocupaciones y actividades de la gente ordinaria buscando algún tipo de justicia para su causa, incluso si ese periodismo resulta impopular para las clases políticas. Los gobiernos están en la posición privilegiada de tener un presupuesto para pagar a especialistas en los medios y manipular su imagen a su favor. Los movimientos sociales de base no suelen ser tan afortunados, y necesitan al periodismo auténtico para ayudarles a encontrar una voz.”

Por favor considere apoyar la beca Aiofe (su nombre se pronuncia “ee-fah”) a través de este enlace:

Aldo Orellana, 28, Cochabamba, Bolivia

Hijo de un minero del norte de Potosí, Aldo participó, mientras era un adolescente, en la Guerra del Agua en Bolivia que expulsó a la corporación multinacional Becthel y recuperó el suministro privtizado del agua para el pueblo de su tierra. Periodista de Free Speech Radio News, Rebelión, Indymedia Bolicia y otras organizaciones independientes de noticias, así como el Centro para la Democracia en su ciudad, Aldo escribe:

“Yo personalmente me considero un militante de los medios alternativos, que han jugado un rol importante en Bolivia al ser accesibles a las organizaciones sociales, y las nuevas tecnologías han permitido todavía más acceso a la información, aunque falta mucho por hacer…

“Creo que todos podemos ser periodistas. De hecho lo somos de alguna manera. En lo que no estoy de acuerdo es que se limite el ejercicio del periodismo por no haber cursado profesionalmente una carrera. También pienso que si algún comentarista quiere ejercer el periodismo diga la verdad… pienso que el periodismo independiente y auténtico no debe perder de vista ese horizonte político e histórico de nuestras luchas, que es la transformación social en todos sus ámbitos.”

Por favor considere apoyar la beca de Aldo a través de este enlace:

Alex Ellgee, 24, Tak, Tailandia

Periodista nacido en Londres quien a la edad de 18 años viajó a través de zonas rurales remotas en Birmania “aprendiendo sobre el sufrimiento del pueblo a manos de la dictadura. Mientras acumulaba fuertes amistades, me prometí que regresaría para hacer mi parte con estas personas.” Alex reporta para la revista The Irrawaddy (en nombre del río del sureste asiático), y ha sido testigo de la histórica resistencia civil descrita en el documental nominada al Oscar, VJ Burma. Alex escribe:

“Cuanto más se viaja, más se aprende acerca de las faltas, desigualdad y la opresión inimaginable a la que la gente se enfrenta diariamente en todo el mundo… Nosotros (periodistas) somos parte de un gran movimiento social que trata de llevar la democracia a Birmania. Somos el pilar de los medios en este movimiento, trabajando duro para obtener información secreta sobre Birmania y denunciar los abusos a los derechos humanos dentro del país para llevar un mejor entendimiento a la comunidad internacional sobre la difícil situación en Birmania… Cuando vuelva de la Escuela de Periodismo Auténtico llevaré a cabo un pequeño entrenamiento para periodistas birmanos sobre lo que aprendí ahí.”

Por favor considere apoyar la beca de Alex a través de este enlace:

Alphonce Shiundu, 27, Nairobi, Kenya

Un periodista y bloguero del periódico más grande en Kenya, el The Daily Nation, y en su propio blog, El problema con Kenya, segundo de ocho hijos, Alphonce escribe:

“Nací, fui criado y vivo en Kenya. Eso me hace un keniano orgulloso y eso explica mi obsesión con cambiar la forma de hacer las cosas aquí. Es dfiícil. Pero lo intento. Es por eso que soy periodista… El periodiso es mi vida. Paga mis cuentas. Y eso es una gran diferencia en mi vida. En la vida de los demás, mis historias hacen gran diferencia. Hacen que las normalmente autoridades flojas trabajen. Eso le da una sonrisa a mi rostro y al de los demás…”

A todos los solicitantes de la Escuela de Periodismo Auténtico les hacemos esta pregunta: “¿Un activista y un organizador comunitario son la misma cosa? Si no es así, ¿por qué son diferentes?” Alphonce llamó nuestra atención con su respuesta, una de las mejores que hemos recibido en años de hacer la misma pregunta:

“NO. Un activista es una persona que se apasiona por una causa y no se detendrá ante nada hasta que la causa sea abordada. Luego de eso, cambian de rumbo, buscan otra causa y la persiguen. Si me permiten decirlo, el activismo es una forma sin planear, emocional, de confrontación y a veces irracional de seguir una causa. Un organizador, por el otro lado, es una persona con visión que toma pasos calculados para dirigirse a la causa. Un organizador vive juntando a gente para que se una a la causa y a menudo es persuasivo, empujando para tener más personas a bordo. A diferencia de los activistas, los organizadores frecuentemente toman la responsabilidad de sus acciones, escuchan bien, y tienen un acercamiento sistemático en la ejecución de sus planes para alcanzar sus metas.”

Dado a que una de las grandes razones por las que realizamos la Escuela de Periodismo Auténtico es para ayudar a nuestros estudiantes y a nosotros a reportar mejor sobre los movimientos y resistencias civiles, observamos que el ser capaz de reconocer y clasificar entre “activistas” y “organizadores” en cualquier causa es la ruta más rápida para poder entender las estrategias y tácticas que los organizadores siguen en el camino a la victoria. Ahí es donde la noticia auténtica suele suceder. Obviamente que Alphonce ya ha descubierto ese camino. Por cierto, Alphonce cumplió 27 esta semana, ¡así que esta beca es también una celebración internacional de su cumpleaños!

Por favor considere apoyar la beca de Alphonce con un regalo de cumpleaños a través de este enlace:

Anya Bird, 28, Sherbrooke, Quebec

Escritora y directora de cortometrajes en internet, especialmente de noticias sobre personas sin hogar. En el 2000, siendo adolescente, fue parte de las protestas en Quebec de la Cumbre de las Américas con una cámara prestada del departamento de tecnología de su escuela. Ella escribe:

“En la cara de todos los policías, del equipo antimotines y gas lacrimógeno, me di cuenta que mi única arma era una cámara de vido, y que todo lo que podía hacer era documentar la violencia e injusticia de lo que estaba presenciando y experimentando. Tuvo un gran impacto en mí, especialmente al escuchar como el evento fue retratado por la Corporación Nacional de Radiodifusión. Recuerdo que al escuchar el grave prejuicio desplegado por el periodista estaba muy molesta, casi hasta las lágrimas.

“En este momento de mi vida estoy muy conciente que necesito más formación para alcanzar cualquier cosa… para fortalecer las habilidades que ya tengo en editar y practicar para obtener los resultados del trabajo de filmación del día, todo en el mismo día. Tengo un problema con los rollos de video que no llegan a subirse en línea. Necesito mejorar mis habilidades técnicas en relación al video viral, así como desarrollar una facilidad con el proceso de edición y la responsabilidad moral que implica.”

Haremos nuestro mejor esfuerzo para proporcionarle a Anya las habilidades y entrenamiento que busca.

Por favor considere apoyar la beca de Anya a través de este enlace:

Buya Jammeh, 28, Dakar, Senegal

Nacido en Bakalar, Gambia, Buya trabajó como periodista en su país natal durante nueve años y fue elegido como oficial del Sindicato de Prensa de Gambia hasta que fuera despedido por el Daily Observer, partidario del gobierno, debido a su lucha por la libertad de prensa en el país. Después de desafiar los comentarios del presidente Yahya Jammeh contra el asesinato del periodista Deyda Hydara, Buya fue perseguido por el gobierno y en junio de 2009 partió al exilio en Senegal, en donde trabaja para Radio Alternativa la voz de los Gambianos, un medio en línea que rompe el cerco informativo en Gambia. Ahí, desde Senegal, recoge información de periodistas subterráneos en Gambia y la prepara para su difusión a través de internet. Buya escribe:

“La oposición en una sociedad democrática tiene el derecho a criticar las políticas del gobierno y que este rinda cuentas al pueblo. En cualquier sociedad democrática, los medios deben promover puntos de vista divergentes de todos los sectores políticos y miembros del público que son directamente afectados por las políticas del gobierno. El objetivo final del movimiento es que quiere corregir las faltas o lograr un cambio en caso de una dictadura o gobierno autocrático. Sin embargo, incluso si el trabajo de un periodista sirve para lograr un cambio y el partido en el poder también se convierte autoritario, es el deber del mismo periodista exponer al régimen y recordarle a la autoridad las promesas que hizo al elecorado antes de llegar al poder…”

Por favor considere apoyar la beca de Buya a través de este enlace:

Candice Vallantin, 26, Montreal, Quebec

Nacida en Cannes, Francia, criada en Vancouver, Columbia Británica, Candice es una periodista independiente autodidacta que ha reportado para The Globe y Mail, Reader’s Digest Canda y la revista Maisonnueve, entre otros.

“Creo que cualquier que sea curioso, crítco y que tenga la tenacidad y determinación de dar seguimiento a sus preguntas y hablar con extranjeros de todos los ámbitos de la vida tiene la capacidad de ser periodista. Un buen periodista también le prestará atención al detalle, tiene previsión y capacidad para improvisar. Estos días, también es difícil que este sea un trabajo remunerado, así que cualquiera interesado en ganar mucho dinero no debería ser periodista. Vivimos a lo grande, pero no precisamente por el peso de nuestras cartera, eso es seguro…

“Especialmente en el siglo 21, cuando constantemente somo asaltados con información de varios medios, pocas personas tienen el tiempo, la voluntad o la habilidad para descifrar el origen de cada mensaje, movimiento o voz emergente. Entonces, nuestro trabajo como periodistas es actuar como memoria colectiva para la ciudadanía olvidadiza. Un periodista auténtico no se preocupa por defender el poder estatal o por discernir críticas del poder estatal. En su lugar, debemos de preocuparnos por hacer que aquellos en el poder rindan cuentas a la gente que en los llevó a ese lugar en primer lugar…”

Por favor considere apoyar la beca de Candice a través de este enlace:

César Manjarrez, 35, Ciudad de México

Actor de teatro y cine, abogado, guionista, realizador de video, César solía escribir guiones para televisión de entretenimiento como Televia y TV Azteca, de los que hoy ofrece una informada crítica:

“Televisa y TV Azteca no han vacilado en ningún momento para poner a sus espacios informativos y sus comunicadores a defender sus intereses políticos y económicos, a atacar y desprestigiar a personas o empresas que sienten que amenazan su duopolio mediático y/o algún otro interés económico. Han simulado coberturas pretendidamente objetivas que han resultado ser vehículos de promoción de figuras con aspiraciones políticas, mismas que deben comprometerse a favorecer sus intereses si desean contar con el apoyo mediático. Todo esto les ha llevado a concebir a las noticias como espectáculo, lo que no ayuda a su audiencia al discernimiento sobre los fenómenos nacionales, lo que en un país donde casi no se leen periódicos tiene consecuencias funestas. En suma su proceder es altamente dañino para cualquier aspiración a consolidar un régimen democrático.”

Una vez que leímos la solicitud de César, no perdimos tiempo: César ya está trabajando con Narco News TV y en proyectos relacionados como productor voluntario de video.

Por favor consider apoyar su beca a través de este enlace:

Cheyenne Cary, 21, Davis, California, EEUU

Cheya tiene una cualidad que buscamos cuando exploramos para la Escuela de Periodismo Auténtico: ¡No es tímido! Él se presentó con estas palabras que ahora compartimos con usted:

“He hecho periodismo desde la escuela preparatoria, y creo que es una de las funciones más vitales y socavadas en una sociedad democrática que funcione. Soy un anarquista humanista y en mi vida y escritura he tratado de analizar los principios hippies ’sólo necesitas amor’ de la generación de mis padres en un mundo atrapado por un paraíso neoliberal banquero. Quiero darle una voz a los sin voz y poder a los sin poder, y mi escritura y talentos en los medios son mis armas elegidas…

“Mi interés es principalmente en la producción de video, porque creo que es un medio increíblemente eficaz para comunicar lo que en realidad sucede en el mundo. Pone a la gente ‘en la película’ y puede servir para educar y también para expandir el entendimiento y compasión para motivar una acción eficaz. He estado en el cine desde que era un niño creativo de 10 años con la enorme cámara VHS de mis padres. Me gustaría aprovechar mis habilidades tecnológicas en el periodismo multimedia.”

Por favor consider apoyar la beca de Cheya a través de este enlace:

Ela Stapley, 31, Barcelona, Cataluña

Nacida en Oxford, Inglaterra, habla con fluidez el inglés, español y ruso. Ela ha viajado y trabajado en Brasil, Perú, México, Rusia, Eslovenia, Bosnia, Serbia, Croacia, Bulgaria, Rumania, República Checa, Hungría y Polonia, entre otras tierras. Ella ha sido periodista para el diario Independent en Londres y en una estación de radio en España. Desilusionada por sus experiencias en los medios comerciales, actualmente escribe y traduce para Voces Globales en línea. Ela escribe:

“Desde la cuenca del Amazonas a las zonas en conflicto en Kosovo, a través de la enseñanza, traducción y periodismo, he conocido a personas que buscan compartir sus historias conmigo. He enseñado a personas de todas las edades, razas, creencias, de ricos a pobres. He trabajo en varias ONG como investigadora, escritora, traductora e intérprete. Estudié periodismo y me desilusioné de los medios comerciales. He trabajado como fijador, investigadora en radio y presentadora. Más recientemente, junto con la enseñanza, he estado involucrada en sitios de periodismo ciudadano en donde, además de traducir, escribo artículos sobre derechos humanos y libertad de expresión en América Latina. Recientemente he estado investigando sobre abusos a los derechos humanos a presos en España…”

Una experimentada reportera de investigación escrita, Ela llega a la Escuela de Periodismo Auténtico para aprender algunos movimientos nuevos:

“Estoy interesada en el video y como puede ser utilizado para contar una historia. Las imagenes son capaces de llegar a un espectador de una manera en que algo impreso no puede. No tengo experiencia en producción de video y quiero aprender esta habilidad.”

Por favor considere apoyar la beca de Ela a través de este enlace:

Hanna Nikkanen, 29, Helsinki, Finlandia

Autora de un libro sobre empresas finlandesas y sus comportamiento en el sur global, desde Brasil hasta Congo e Irán, Hanna llamó nuestra atención en muchos frentes. Ha trabajado como periodista para una agencia nacional de noticias, escribió características de viajes y protestas para revistas, trabajó en el periódico de su sindicato, fundó y se unió a colectivos de Indymedia, viivió en un bosque de manglares en Guatemala y cerca del mar en Portugal, ah y tambié fue detenida por lanzarle un pastel a la cara del presidente del Banco Mundial. ¡Y la próxima semana apenas cumple 30! Como agluien que se trasladó de la organización comunitaria al periodismo a fines de mis años veinte, me identifico mucho con Hanna. Ella escribe:

“Renuncié a mi trabajo en diciembre. Era un trabajo maravilloso: era editora en jefe de Fifi, un diario en línea finlandés con una audiencia propensa al activismo. Pude construirlo desde la base en 2008 y jugar con un pequeño grupo brillante por dos años y medio. Lo dejé con el fin de regresar a dos cosas: escribir y viajar. El unirme a la Escuela de Periodismo Auténtico fue la primera cosa en mi cabeza cuando decidí ser independiente. La suerte quiso que la sesión de mayo de 2011 fuera anunciada pocos días después. Crecí sabiendo que me convertiría en periodista. Resultó que primero sería activista. Por los últimos diez años, he tratado diferentes combinaciones de ambos roles…”

“Mucho del periodismo que me interesa involucra gente y comunidades que están tratando con un tipo de conflicto o trauma. La responsabilidad del periodista a menudo va en ambos sentidos: por un lado existe la responsabilidad de reportar; por el otro, existe la reponsabilidad de evitar lastimar víctimas…”

Por favor considere apoyar la beca de Hanna a través de este enlace:

Henry Taksier, 22, Gainesville, Florida, EEUU

Jefe de redacción de The Fine Print, un periódico independiente en la Universidad de Florida en Gainesville, en donde ha transformado su habitación en una oficina de prensa con múltiples mesas para otros editores y periodistas ahí. Henry escribió en su solicitud:

“Mucha gente en realidad no escucha a los demás; solamente quieren esperar su turno para hablar. Un periodista debe estar dispuesto a prestar un oído a cualquier e interpretar sus palabras con una mente abierta, libre de cualquier prejuicio preconcebido que puedan tener.

“Si eres rígido y solo buscas evidencia que confirme tu visión del mundo establecida, y tu meta es mostrar las luchas de otros por el bien de manipular la opinión pública, no debes ser periodista…

“Hay una línea clara ahí, debido a que ningún periodismo es enteramente objetivo…

“Si no recibo esta beca por cualquier razón, aún así agradezco su tiempo y consideración. También tengo la intención de volver a intentarlo el año que viene…”

¡Demasiado tarde Henry! Te elegimos ahora.

Por favor considere apoyar la beca de Henry a través de este enlace:

Ingrid Morris, 29, Bogotá, Colombia

Autora del libro, El Cartucho: Del Barrio Santa Inés al callejón de la muerte, que trata sobre la historia de uno de los barrios bogotanos más deteriorados, en él Ingrid desarrolla su entrenamiento en el campo de trabajo antropológico, y ahora en el periodismo, que incluye el negocio familiar Morrisproducciones que produce el programa de televisión independiente Contravia. Trabajando en uno de los países más difíciles para los periodistas auténticos, Ingrid explica como los medios oficiales han puesto a los reporteros y a muchos otros bajo gran riesgo físico:

“En Colombia el mal periodismo hace que existan infinidad de víctimas permanentemente, estas no sólo van desde la poblaciones mas desfavorecidas, sino además pasan por los diferentes sectores ideológicos de la sociedad. Como ejemplo concreto se puede citar a los medios mas poderosos de este país como son el canal de televisión RCN, Caracol y sus correspondientes emisoras de radio, así como el periódico El Tiempo, quienes en su afán de reproducir y recibir contrapartida del gobierno sólo emitían la información oficial que pronunciaba la casa presidencial durante los ocho años del Gobierno de Alvaro Uribe Velez . Esta información propia de un gobierno polarizado implicaba que las poblaciones, comunidades, organizaciones sociales entre otras, que hablaran sobre Derechos Humanos fueran juzgadas vehementemente como guerrilleras, de tal forma que las organizaciones paramilitares atacaban y amenazaban a las mismos.”

La verdad es que Ingrid fue altamente recomendad por egresados de la Escuela de Periodismo Auténtico como el tipo de periodista con agallas y libre pensadora.

Por favor consider apoyar la beca de Ingrid a través de este enlace:

Irene Caselli, 29, Quito, Ecuador

Nacida en Nápoles, Italia, habla cinco idiomas y está aprendiendo dos más, Irene fue practicante en el diario Globe and Mail y en CBC Montreal, editó un diario en inglés en Santiago, Chile, pasó tres años como productora en BBC radio, “pero también estaba frustada por estar separada de aquellos a los que reportaba.” Así que en 2009, Irene se mudó a Ecuador en donde se describe como una “freelancer en lucha.”

A todos los solicitantes les hacemos la siguiente pregunta: “¿Debe prohibirse algún tipo de periodismo en una escuela de periodismo? ¡Por qué si o por qué no?” Y nos gustó mucho la respuesta de Irene. Ella escribió:

“Estoy feliz de escuchar todo tipo de opiniones. Durante mi tiempo en Chile, hablé con aquellos que buscaban el regreso de Augusto Pinochet al poder, así como con aquellos cuyos familiares fueron desaparecidos por el régimen de Pinochet. Mientras me es claro donde están mis simpatías y que los partidarios de Pinochet no merecen la misma atención que la genet luchando por que los abusadores a los derechos humanos sean juzgados, también creo que es importante tomar tiempo para escuchar el punto de vista de todos, al menos una vez, siempre y cuando haya espacio para una respuesta. Creo que las escuelas de periodismo representan un buen campo para practicar el arte de escuchar y preguntar, y por lo tanto creo que no se debe prohibir nada con el fin de hacer más desafiante a la escuela.”

Para ser un periodista auténtico se tiene que saber escuchar, una cualidad que Irene claramente posee.

Por favor considere apoyar la beca de Irene a través de este enlace:

Iván Sánchez López, 28, Alicante, España

Documentalista, fotoperiodista y trabajador de medios en línea con experiencia periodística en India, Cuba, Francia, Alemania y en su España nativa, Iván codirigió el documental Nirmala en 2007 sobre la construcción de una escuela en Mdsapura, India, en contra de los deseos de los terratenientes locales que se oponían a la escuela sobre la base que pensaban que necesitaban a una población sin educación para que trabajara sus tierras por ellos. Con un gran ojo para el detalle y el matiz, Iván nos escribió sobre su visión del periodismo auténtico:

“El compromiso de un auténtico periodista es con la verdad. Por el camino, se cruzará con multitud de intermediarios, desde gobiernos empeñados en perpetuarse y consolidar su poder, a movimientos sociales, que perseguirán la mejora de las condiciones de vida del ser humano, como ente, o de su comunidad, ya sea a través de la conservación del patrimonio, el fortalecimiento de la identidad, el impulso de una legislación propia… las posibilidades son tan amplias, que serían innumerables. Ante este panorama, el periodista deberá saber posicionarse como translador de la realidad ante unos hechos concretos…”

Por favor considere apoyar la beca de Iván a través de este enlace:

Jeremy Dupin, 26, Puerto Príncipe, Haití

Luego de que el camarógrafo y videoasta Jeremy fuera aceptado para nuestra Escuela de Periodismo Auténtico 2010, su tierra fue sacudida por el terremoto del 12 de enero. Con la embajada de México en Haití cerrada, resultó imposible que Jeremy obtuviera una visa para asistir a nuestra escuela. Sin embargo, no nos dimos por vencidos e invitamos a Jeremy para venir a la Escuela 2011.

El periodista basado en Haití, Ansel Herz, quien pudo asistir a la Escuela de Periodismo Auténtico 2010, escribe esto sobre el trabajo de Jeremy desde entonces:

“Conocí a Jeremy en un almuerzo para discutir los prospectos de colaborar juntos en reportar en Haití. No mucho después, en enero del año pasado, un masivo terremoto demolió Puerto Prínicipe. Sin una casa sólida y trabjando solo, luché por sacar mis reportajes. No fue sino hasta unos días después que Jeremy y yo nos vimos otra vez. Su casa también estaba dañada, pero ya se había vinculado con grupos de televisión internacionales que reportaban sobre la devastación. Habiendo trabajado como reportero, productor y camarógrafo para TeleSur en años previos, Jeremy era codiciado por sus conexiones con la sociedad civil hatiana, su experiencia y su conocimiento técnico. Durante el siguiente año, Jeremy se convirtió en productor líder de la oficina de Al Jazeera en inglés (AJE) en Haití. AJE fue la única cadena internacional de televisión en mantener una oficina en Haití durante todo 2010, y constantemente produjo reportajes vívidos e incisivos sobre el estancado proceso de reconstrucción en Haití—todo desde protestas, tormentas, política hasta los peligros del complejo sistema de ayuda humanitaria. Dupin y el equipo de AJE ayudaron a revelar la historia de la aparente inadvertida introducción del cólera a Haití por las fuerzas de paz de la ONU y de su intromisión en las elecciones en Haití. Ahora la oficina ha cerrado y Jeremy me comenta que está listo para aceptar los retos del periodismo internacional. Sin duda tendrá mucho que compartir durante la Escuela de este año, y más allá de eso, continuará siendo uno de los principales periodistas auténticos de Haití.”

Por favor considere apoyar la beca de Jeremy, para que la segunda vez sea el encanto, a través de este enlace:

Judith Arteaga Romero, 42, Ciudad de México

Actualmente estudia su maestría en derechos humanos en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM), Judith fue políticamente consciente y activa a temprana edad. Hija de un periodista exiliado salvadoreño “y una madre que nos crió en libertad”, ha sido testigo, y participado en muchos movimientos y cambios en México durante toda su vida. Judith escribe:

“Mi madre estaba embarazada de mí cuando en su vientre los soldados le pusieron un arma. Eran las redadas en Tlatelolco antes de la matanza del 2 de Octubre. Después de haber nacido, durante un viaje de trabajo de mi papá a Centroamérica, miembros del Ejército sacaron a mi madre conmigo del departamento a manera de represalia por la simpatía con los estudiantes…

“Los medios como empresas mantienen a la sociedad mediatizada, dormida, por lo que se necesita que el periodismo sea denuncia, formación y estímulo de la comunicación necesaria para crear nuevas empatías sociales… La manera de alcanzar estas empatías es el reto, por lo que es importante despertar a la sociedad mediatizada. Sobre todo, el periodismo no debe confrontar a una sociedad confusa, sino despertarla mediante un discurso libertario y no excluyente.”

Por favor considere apoyar la beca de Judith a través de este enlace:

Kanya D’Almeida, 24, Nueva York

Nacida en Colombo, Sri Lanka, reportera de hechos y creativa autora de ficción, organizadora comunitaria y periodista auténtica, Kanya reporta desde el salón de prensa de las Naciones Unidas, en donde es la corresponsal más joven, y una de las dos mujeres de color ahí:

“Pasé gran parte de mi tiempo forzando a las personas a escuchar lo que tenía que decir, lo que toma más tiempo de lo que se podrían imaginar. Mis colegas incluyen corresponsales de Noticias Bloomberg, el New York Times, Associated Press y Reuters—así que quizás eso da una imagen más clara de las luchas en mi espacio de trabajo…

“Es un lugar silencioso. La mayoría de las personas cierran las puertas de sus cubículos y se comunican, incluso con aquellos inmediatamente vecinos, exclusivamente por email. Un cambio no tan placentero de otras oficinas de medios en las que he trabajado—como la Acción del Pueblo por una Elección Libre y Justa, en donde no habían puertas, ni siquiera cubículos que separaran a colegas de entre sí, en donde movíamos las mesas al jardín porque no cabíamos en la casa que funcionaba como oficina, en donde había un constante flujo de té y conversación, en donde la mayoría eran políglotas y constantemente en movimiento, en donde trabajabamos de seis de la mañana hasta la medianoche y todos compartíamos una camioneta al final del día…”

Lo que encontramos en la solicitud de Kanya a la Escuela de Periodismo Auténtico es el tipo de tesoro que sólo se descubre cuando aptitudes como el escuchar y observar se combinan con la indinación por la injusticia e hipocresía para causar una explosiva acumulación de fuerza y presión que solo puede ser aliviada con la pluma o teclado de un escritor creativo. Se trata de un escritor verdaderamente grande en el umbral y estamos encantados de ser ahora una parada en su camino. Probablemente más temprano que tarde, el mundo escuchará de Kanya D’Almeida. Haremos lo que podamos para ayudar en ello.

Mientras tanto, por favor considere apoyar la beca de Kanya a través de este enlace:

Katie Walsh, 24, Austin, Texas, EEUU

Editora en jefe del periódico TODO Austin, Katie es una de las últimas participantes de la buena tradición reveladora del periodismo. Ella describe su camino de esta manera:

“Hace aproximadamente un año, antes de unirme a TODO, estaba en un lugar oscuro. Me sentía perdida. Había hecho todo lo que me habían dicho que hacer—fui a la universidad, me titulé, obtuve un ‘buen trabajo’ donde me pagaban bien, tenía mi propio departamento y mi propio auto… y aún así me sentía completamente vacía. La monotonía de despertar cada día, pasando de ocho a diez horas empujando dólares corporativos en un cubículo, volviendo a casa por un poco de refugio y luego haciendo todo de nuevo reproducía en mí una profunda sensación de no tener sentido y de apatía. No sentía que estuviera en el camino correcto. Mi alma se sentía sofocada en vez de completa; mi energía se sentía desperdiciada en lugar de ser utilizada para bien.

“Cuando me uní al equipo de TODO y particularmente cuando publiqué mi primera primera pieza de apoyo en abril, mi sentido propio cambió. La gente alrededor mío parecía brillar con entusiasmo y pasión. De pronto estaba sirviendo un propósito mayor; golpeada por una conciencia mayor. La justicia social que había estudiado diligentemente en la escuela se convirtió en parte de mi realidad, parte de algo que podía tocar personalmente y tener afecto. El periodismo me ayudó a cumplir mi viaje y darme permiso para ir a donde quiera que me llevara…”

Por favor considere apoyar la beca de Katie a través de este enlace:

Kevin Mwachiro, 38, Nairobi, Kenya

Periodista veterano, ahora está en su cuarto año en la BBC radio. Kevin acababa de volver de reportar una historia en Uganda cuando lo entrevistamos para la beca:

“Un tabloide en Uganda, sacó lo que calificaba como una revelación en donde acusaba a la comunidad homosexual de reclutar a niños de la escuela en la homosexualidad. Continuó y publicó nombres, direcciones y fotografías de la comunidad gay en Uganda, poniendo en riesgo sus vidas como consecuencia. Para empeorar las cosas llamó al gobierno a que los ‘colgara’ para evitar que la homosexualidad se expandiera. Como resultado de esto, algunos miembros de la comunidad que habían sido expuestos fueron marginados por la fuerza de familia y sociedad, por tanto poniéndolos en riesgo. De esto no se trata el periodismo. No deberíamos poner a las personas en riesgo y fomentar el odio y la mentira, incluso si alguno está de acuerdo con la elección de estilo de vida que uno haga.”

Kevin nos contó su historia de haber entrevistado al director del periódico responsable de los ataques, y la paciencia y disciplina que requirió para poder conducir una entrevista con alguien que descaradamente defendía algo maligno. Como Kevin señaló en su solicitud para la Escuela 2011:

“Creo firmemente en la libertad de expresión, aunque no siempre esté de acuerdo con los puntos de vista de otros. Si no nos exponemos al discurso de odio, intolerante y parcial entonces estamos negando que exista en el mundo real.”

Por favor considere apoyar la beca de Kevin a través de este enlace:

Laura Herrero, 25, Cuernavaca, México

Originaria de Toledo, en la provincia Castilla de la Mancha, España, Laura vino a México a aprender y producir video sobre movimientos indígenas como el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN). Ella escribe:

“Son muchos casos los que pecan de mal periodismo, centrándome en medios latinoamericanos donde se han volcado en dar un espacio demasiado grande al denominado amarillismo, a la mala prensa donde siembran los miedos a sus propios vecinos. Por ejemplo un periódico centroamericano muy relevante publicó una normativa del propio gobierno del país donde se recomendaba a los visitantes del país en cuestión, de los peligros del SIDA en el pasado mundial de Sudáfrica. Un llamamiento a la abstinencia en vez de lanzar una prevención, y solo lanzar falsos juicios y miedos de forma gratuita y sin sentido alguno de prevención. Considero esto periodismo irresponsable…”

Laura, junto con otros 15 estudiantes de este año, será parte del grupo de trabajo en video viral de la Escuela de Periodismo Auténtico.

Por favor considere apoyar su beca a través de este enlace:

Lucero Mendizábal, 34, Oaxaca, México

Periodista en radio y video y productora con la Unión de Comunidades Indígenas de la Zona Norte del Istmo (UCIZONI), Lucero ha sido periodista junto a los movimientos sociales en diversas regiones de México y también por periodos largos en Barcelona. Ella nos escribió:

“Creo que el poder de la palabra o el acceso a los medios de difusión son armas de doble filo y que cada artículo puede desarticulizar, deslegitimar y difamar a una persona o a todo un movimiento histórico y ejemplar. El aprovecharse de la ventaja de visibilidad en los medios de comunicación, es una de las estrategias más efectivas comprendiendo así a los medios como uno de los poderes más influyentes e impactantes sobre la opinión pública. En la actualidad la palabra es manipulada, o más correctamente, los significados que nos enseñaron como democracia, progresista o anarquía siempre desde la visión del controlador, del opresor, secuestraron los medios, el lenguaje y lo tergiversaron, lo revolvieron, lo construyeron a su modo; por eso la importancia de reconstruir los medios para reconstruir las palabras, los significados, el lenguaje… El compromiso del periodista auténtico es darle voz a los que están sin espacios de visibilidad, recordando el refrán lo que no se ve no existe, o lo que no se dice no se escucha…”

Por favor considere apoyar la beca de Lucero a través de este enlace:

Maggie Lemere, 28, Washington DC, EEUU

Editora de Nowhere to be home: Relatos de sobrevivientes del régimen militar birmano (marzo de 2011), Maggie pasó los últimos dos años y medio a lo largo de la frontera entre Tailandia y Birmania reportando sobre los derechos humanos birmanos y el movimiento por la democracia. Ha entrevistado extensamente a organizadores políticos clandestinos, periodistas exilados, trabajadores migrantes, y otros, y ha trabajado en esa región por ocho años ahora. Ahí, y en otras partes del mundo, ha trabajado desde Chiapas y Centroamérica hasta el sureste asiático y África. Ha visto el daño que los periodistas a menudo pueden hacer a los pueblos y movimientos locales, tanto de forma maliciosa como a través de buenas intenciones mal ejecutadas:

“El año pasado, cuando visitaba Malasia, visité a una comunidad de refugiados que vivía secretamente a lado de una colina en un suburbio en las afueras de Kuala Lumpur. Kuala Lumpur no tiene ni permite campamentos de refugiados en su país, así que hay grupos de refugiados que simplemente acampan en las selvas para sobrevivir. Cuando llegué a la base de la comunidad, una colección de chozas de madera en las ladera, solo unos pocos hombres permanecieron con sus perros. Hubo un silencio espeluznante cuando miré alrededor y vi las muñecas de los niños y las ollas y sartenes con las que las mujeres cocinan. Los hombres que permanecían ahí me dijeron que tan solo unos días antes, un ‘periodista’ vino a tomar fotos y a escuchar historias para poder ayudarlos. Sin embargo, pocos días después un periódico local difundió la ubicación exacta, dando la perspectiva que esas personas eran ilegales, peligrosas y necesitaban ser detenidas y deportadas. Una vez que la comunidad de refugiados se percató del artículo, tuvieron que esconderse en campamentos improvisados en otras partes de la colina temiendo una redada inmediata. Claramente este periódico y periodista tenían un programa que represeantaba un sesgo antimigración y antirefugiados, y el periosita no fue ético en obtener la confianza de la comunidad y mentir sobre sus intenciones.

“En las comunidades birmanas, la seguridad es un tema frecuente con el que trabajo. Incluso los periodistas con las mejores intenciones a veces cometen errores que comprometen a la persona que usaron para tener una historia. Pueden publicar información sobre la persona que podría llevar a su detención y tortura, sin haber discutido la posibilidad al principio. Para mí, esta es una razón por la que tiene sentido construir relaciones a largo plazo con personas y comunidades tanto como sea posible, para que conozcas las estrategias al reportar una historia sin poner en riesgo a poblaciones vulnerables que en realidad te han ayudado.”

Esta es una de las partes más importantes del programa de nuestra Escuela de Periodismo Auténtico: como no dañar, como periodistas, a pueblos que ya están en riesgo y problemas considerables. Sin duda que le pediremos ayuda a Maggie en ese tema.

Por favor considere apoyar la beca de Maggie a través de este enlace:

Maria Dayton, 31, Washington DC, EEUU

Coordinadora de los programas del medio orienet en Voces Vitales, habla con fluidez el árabe, francés e inglés, María ha estado muy involucrada con los movimientos egipcios para derrocar al presidente de tres décadas Hosni Mubarak mucho antes de que la lucha alcanzara la atención de los medios internacionales a principios de 2011. Activa con Voces para un Egipto Democrático en los EEUU y con Transterra Media, que trabaja en ambientes autoritarios con periodistas ciudadanos, blogueros y movimientos sociales para vender sus videos a las cadenas internacionales de noticias, también ha trabajado extensamente con movimientos de resistencia civil y derechos humanos en Palestina, Túnez, Líbano (durante los conflictos políticos de 2002 en Beirut), Jordania, Emiratos Árabes Unidos, Bahrein y Qatar. En 2007, las Fuerzas de Defensa de Israel la arrestaron dos veces afuera de Behlehem por tomar fotos de un hogar destruido, y lo hicieron una vez más en 2008 por fotografiar una nueva sección del muro de seguridad. Últimamente ha coordinado entrevistas para disidentes egipcios y de medio oriente en Washington DC y Nueva York en canales de noticias nacionales e internacionales. Como se pueden imaginar, ha estado muy ocupada en semanas recientes. Ella escribe:

“En 2007, mi compañero de trabajo (Amr Tharwat) en el Centro Ibn Khaldun en Egipto fue desaparecido luego de volver de la conferencia inaugural de la Fundación para la Democracia Árabe en Qatar. Habían muchas razones para su detención, no solo estaba a cargo de monitorear el Consejo Electoral de Shura sino que también estaba activo en el movimiento Quranist, que es el equivalente musulman a la reforma protestante. Muchas personas en el campo de los derechos humanos estaban más interesados en protegerse que en ayudarme a encontrar Amr o en llenar el papeleo necesario. Después de muchos intentos desesperados, me desmoralizó bastante la falta de atención que el caso tenía dentro de la comunidad activista en Egipto. Para hacer corta la historia, después de muchos llamados a los medios, sus familiares lejanos en los EEUU tuvieron éxito en lograr que un diario principal estadounidense escribiera un artículo sobre la represión hacia activistas egipcios, incluyendo el caso de Amr. El gobierno egipcio respondió al artículo publicando información sobre el paradero de Amr, y finalmente permitiendo su representación legal que condujo a su liberación.

“Esto ha pasado muchas veces desde que comencé a trabajar en temas de democracia y derechos humanos y solo ha reforzado en mi mente el poder de los medios de comunicación para proteger a los activistas sobre el terreno.”

Por favor considere apoyar la beca de María a través de este enlace:

Matt Mulberry, 22, Washington DC, EEUU

Recién graduado del programa de estudios en comunicación y periodismo de la Universidad Susquehanna, y antiguo escritor del periódico escolar, The Crusader. Matt se mudó a Washington en octubre de 2010 para trabajar en una pasantía con el Centro Internacional para el Conflicto no Violento. Su trabajo diario consiste en revisar artículos de noticias y en internet sobre resistencias civiles, movimientos sociales, conflictos políticos y económicos en el mundo y escribir un promedio de 140 resumenes de noticias por semana para el Boletín de Noticias de la organización. También es voluntario como investigador para periodista de investigación James Ridgeway. Matt escribe:

“Paso mucho tiempo leyendo y analizando noticias. La ‘digestión’ ocurre a través de la lectura, entendiendo y extrayendo las piezas significativas del artículo que tilizo para formar una nota destinada a que el lector lea más así como para destacar los aspectos de la historia que se refieran a conflictos no violentos. Esto lo hago 70 veces por boletín… También me ha hecho más conciente de los errores gramaticales y ortográficos. Ahora puedo editar más rápida, eficiente y efectivamente que nunca antes.”

En poco tiempo, Matt se ha convertido en una enciclpedia andante sobre resistencias civiles en todo el mundo, lo que no solo incrementa sus capacidades como periodista, sino que lo también lo hace una fuente invaluable para que otros reporten sobre tales movimientos.

Por favor considere apoyar la beca de Matt a través de este enlace:

Mishel Boddin, 38, La Ceiba, Honduras

Asistente de dirección de la Escuela de formación de Líderes afrodescendientes en Derechos Humanos (ver “Escuela de Líderes en Honduras”, Narco News, 31 de agosto de 2009), Mishel ha trabajado y estudiado en Noruega, México, Estados Unidos y en Centroamérica como parte de la organización de derechos civiles ODECO (Organización para el Desarrollo Étnico Comunitario). Ella escribe:

“No creo que los periodistas auténticos deberían limitarse o cambiar su forma de reportar basado a quien está en poder, simplemente deben ser auténticos en dar la nota. Por otro lado no me parece que el objetivo de los movimientos sociales es la conquista del poder estatal, no pienso más que es que se reconozcan los derechos de los pueblos que históricamente hemos sido excluidos, invisibilizados y marginados de todos los procesos del país, derecho mismo que esta en la carta magna de los Derechos Humanos, derechos que la misma Constitución de nuestro país reconoce.”

Por favor considere apoyar la beca de Mishel a través de este enlace:

Namees Arnous, 22, El Cairo, Egipto

Durante el levantamiento en su país en enero y febrero, Namees transmitió un programa en línea de cinco horas diarias en Bokra Radio (con excepción de unos pocos días en que el régimen de Mubarak desconectó el acceso a internet en el país). También ha trabajado como reportera de noticias para el canal satelital egipcio Elmejar. Actualmente desarrolla una campaña educativa en medios en contra del acoso sexual. Namees ve a la libertad de prensa y expresión como una alta prioridad en su país y el mundo. Ella escribe:

“Ningún discurso debe evitarse en una escuela de periodismo, ya que creo que uno de los objetivos del periodismo es el de proporcionar información a la gente, así que no es justo evitar que información llegue a las personas. Ahora también tenemos, en el siglo veintiuno, una leyenda llamada internet que nos proporciona información rápidamente. Todos tienen el derecho para decir lo que quieran y expresar su punto de vista en cualquier tema, y los periodistas deben transmitir y publicar esa voz de una forma profesional… Trabajar en periodismo es difícil y requiere mucho esfuerz. No es sólo un trabajo. Es una pasión.”

Conoceremos a Namees un poco antes que a los demás miembros de la generación 2011, al comenzar a reportar desde Egipto esta semana.

Por favor considere apoyar la beca de Namees a través de este enlace:

Nathan Mpangala, 40, Dar es Salaam, Tanzania

Caricaturista editorial del diario Majira y de la Televisión Independiente en Tanzania, el trabajo de Nathan como animador ha sido presentado y lo ha llevado a Brasil, Holanda y Noruega (y pronto a México, donde traerá y compartirá su arte en guión gráfico con el grupo de video viral en la Escuela de Periodismo Auténtico.) Nathan escribe:

“El periodismo me ha dado confianza. Puede levantarme y expresar mis sentimientos al público. El periodismo me ha ayudado a conocer mis derechos y pedirlos cuando sea necesario.


“Con el fin de hacer una buena caricatura, se necesita estar bien informado y tener una mente abierta en los asuntos diarios. Se necesita ver los temas en un aspecto más amplio. Se necesita tener el conocimiento suficiente para poder analizar los temas de forma crítica y ética. Se necesita observar los ambientes al viajar, hablar con personas, esto es importante para las referencias. Se ne necesita estar deseoso de aprender y exponer nuevas cosas. Se debe saber que una caricatura editorial es una herramienta poderosa que debe ser usada apropiadamente para el beneficio de la sociedad, especialmente de los sin voz. Las caricaturas editoriales pueden alentar o desalentar a la gente, pueden crear paz o conflictos. Revelan los pensamientos del caricaturista y no la opinión de un editor.

“Antes de empezar una caricatura, hay pasos que se deben seguir. Se necesita tener un programa. Debes preguntarte a tí mismo lo que quieres decir. ¿A quién quieres dirigir el mensaje? Necesitas un papel en blanco, un lapiz, una goma, una pluma y una computadora para los que la usan. La caricatura puede tener un mensaje directo u oculto, puede provocar. Las caricaturas deben ser humorísticas, fáciles de leer, organizadas, puntuales y limpias. La mejor es la que tenga menos texto o sin él. Se necesita tener un diario para mantener tus ideas y borradores sencillos. Por último pero no menos importante, es que necesitas estar actualizado al escuchar o leer noticias todo el tiempo, estar cerca de internet y, lo más importante, hablar con personas y escuchar sus voces…”

Esta misma semana Nathan lanzó un nuevo blog que recoge mucho de su trabajo.

Por favor considere apoyar la beca de Nathan a través de este enlace:

Nazaret Castro, 31, Buenos Aires, Argentina

Corresponsal sudamericana del diario Público de su nativa España, en el último año Nazaret ha reportado desde San Pablo, Buenos Aires, Río de Janeiro, Chile, Colombia y Perú. Además de Le Monde Diplomatique, mucho de su trabajo aparece en su blog, Samba y Tango. Cuando solicitó una beca, Nazareth nos escribió:

“Aprendo y trabajo con entusiasmo porque estoy muy comprometida con la, como dicen ustedes, otrora digna vocación periodística. Me niego a cruzar esas líneas que tantos compañeros acaban atravesando con la autojustificación de que hay que comer y pagar las cuentas. Creo en el periodismo aún en estos tiempos de indefinición; o, mejor, más aún en estos tiempos. Cuando di con ustedes, y según fui leyendo en su web y en este formulario, entendí que la propuesta tiene todo que ver conmigo y sentí que no puedo quedarme fuera de ese encuentro. Espero tener suerte y ser una de las elegidas y que nos veamos muy pronto.”

Por favor considere apoyar la beca de Nazaret a través de este enlace:

Patricia Guerrero, 23, Ciudad de México

En la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) Patricia es profesora adjunta de Periodismo y Realidad Latinoamericana. Ha trabajado como reportera para Noticias Voz e Imagen en Puebla y Tlaxcala, y habla español, inglés y su nativo náhuatl. Al comentarnos sobre los temas éticos y estratégicos a los que se enfrentan periodistas que cubren movimientos sociales en Latinoamérica, Patricia escribió:

“Los movimientos sociales que las últimas décadas han sacudido Latinoamérica, (EZLN, Movimiento Sin Tierra, Policía Comunitaria de Guerrero) han surgido del único ámbito que los marxistas no consideraron: los pueblos originarios. Pueblos originarios que tienen perspectivas e ideas diferentes en lo que a progreso se refiere, no son movimientos que luchen por tener el poder estatal, son movimientos que tienen en común la lucha por la tierra, por su tierra. Son movimientos que defienden su dignidad porque es lo único que el Estado no les pudo arrebatar, desde ahí construyen su universo, idean nuevas maneras de organización política, social y económica. Y eso es lo que choca a los gobiernos occidentales, encontrarse con un adversario que ni siquiera quiere ser llamado así, que es un ente político autónomo que no necesita directrices de organismos internacionales para llevar su camino.

Un periodista que defiende a ultranza al Estado no es periodista auténtico, es un periodista del Estado, es parte de la secretaría de comunicación social y no más. No es auténtico porque no está viendo ni oyendo, puso dentro de sí una cinta grabada con lo que hay que decir y la reproduce una y otra vez, no hay verdades ni mentiras completas, hay un discurso prefabricado. Con sus guantes blancos escribe notas muertas de un mundo de no existe.”

Por favor considere apoyar la beca de Patricia a través de este enlace:

Quincy Saul, 24, Nueva York

Siendo un adolescente, “la desilusión con las manifestaciones contra la guerra luego del 11 de septiembre de 2001 radicalizó mi entendimiento sobre el liberalismo y el cambio social en general”, escribió Quincy en su solicitud para la Escuela de Periodismo Auténtico. A los 16 años, abandonó la escuela y comenzó a “estudiar y visitar diferentes tipos de revoluciones, desde Chiapas hasta Cuba y Venezuela.” Lector voraz y escritor prolífico, muchas de sus ideas aparecen en su blog, Aplasta esta pantalla. Quincy escribe: “Mi participación y exposición ante movimientos sociales de diferentes tipos me ha proporcionado la inspiración primaria para mi escritura. Las relaciones que he hecho y las memorias que tengo sobre personas y lugares en todo el mundo me han proporcionado la perspectiva que a mi parecer da a mi trabajo la última legitimidad.” Lo que me llamó la atención al leer las extensas respuestas de Quincy a nuestro cuestionario es que aquí no solo tenemos a un joven periodista, comunicador y organizador sino uno que fusiona sus experiencias en cada uno de estos reinos para dar a luz nuevas ideas en el terreno de la estrategia y táctica para los periodistas auténticos y movimientos sociales que reportamos. Este es un teórico de la estrategia y táctica en proceso, y dios sabe que necesitamos más de eso. Quincy escribe:

“El debte que rodea el papel de los periodistas en países sudamericanos recuerda muchos a los debates que rodeaban al periodismo en la Unión Soviética en la primera mitad del siglo XX. ¿Los periodistas extranjeros deben reportar sobre las contradicciones y controversias del proceso revolucionario, o es una crítica contrarrevolucionaria? ¿Cómo estuvieron los periodistas extranjeros en Rusia para reportar la situación de los anarquistas, o de los marineros de Kronstadt, que fueron unos de los partidarios más fuertes de la Revolución de Octubre pero que rápidamente se convirtieron en las víctimas más perseguidas del estado bolchevique? ¿Qué fue más rápido y urgente, la defensa del estado revolucionario, o la defensa de la gente que construyó la revolución?

“Las experiencias, decisiones y escritos de los periodistas que se enfrentaron a estas difíciles preguntas en la Rusia soviética puedan ayudar a informar nuestro entendimiento de las contradicciones actuales del periodismo en Sudamérica. Emma Goldman, exiliada de los EEUU, llegó a la URSS con muchas esperanzas y por dos años trabajó para el gobierno bolchevique en distintas funciones. Eventualmente, sus esperiencias la llevaron a condenar al partido bolchevique y escapó del país. Por otro lado, John Reed y Anna Louise Strong, también periodistas de los Estados Unidos que vivieron y trabajaron por años en Rusia, se pusieron del lado del gobierno revolucionario y defendieron sus controversiales acciones en sus artículos y libros. Reed y Strong no pasaron por alto las contradicciones de la revolución; los tres periodistas fueron investigadores diligentes y todos ellos estaban personalmente conectados con los inmensos sacrificios que el pueblo ruso hizo, con o sin voluntad, por la revolución. Pero al final sus distintas visiones sobre la naturaleza y sentido de la revolución los llevó a contar historias muy diferentes.

“Como periodistas o lectores periodísticos, ¿cómo podemos saber que historias son legítimas? ¿Qué periodistas son auténticos? En su libro, Mi desilusión con Rusia, Emma Goldman escribe un capítulo de lo que llama ‘los vendedores ambulantes de la revolución.’ La mayoría, Goldman escribe, no hablan la lengua o ni siquiera tienen un pretexto para mirar más allá de la superficie. Estos eran grupos de periodistas extranjeros, delegados y aventureros que estaban agasajados espléndidamente, llevados en gira a pueblos Potemkin, y finalmente enviados a casa para escribir reportajes entusiastas sobre la revolución… John Reed, Anna Louise Strong y Emma Goldman eran periodistas auténticos en el sentido en que no se negaron a ver contradicciones, trabajaron de cerca con los revolucionarios, y vivieron con fuertes principios y convicciones, no solo sobre la revolución sino de ellos mismos.”

Por favor considere apoyar la beca de Quincy a través de este enlace:

Rachel Lynch, 23, Buenos Aires, Argentina

Graduada del programa de antropología de la Universidad George Washington, Rachel se mudó a Argentina el año pasado “con la motivación de hablar fluidamente el español y obtener experiencia de primera mano al trabajar con organizaciones locales de derechos humanos como pasante o voluntaria mientras me mantengo como profesora de inglés.” Ha sido organizadora comunitaria en Filadelfia y Costa Rica, y cantinera en Washington DC (“Muchas veces tuve conversaciones con personas trabajando en políticas que hacían cambios desde arriba. A veces parecían lo suficientemente cómodos como para hablarme libremente sobre su trabajo porque estabamos en un ambiente informal con alcohol.” Rachel nos habló sobre haber desplegado una táctica que muchos periodistas auténticos han usado mucho tiempo para obtener información de las fuentes. “Esta vez me dio herramientas para ser mejor periodista porque era capaz de obtener una visión desde dentro de una parte de Washington que no es conocida abiertamente y me hizo poder entender aún más sobre la autenticidad en cualquier campo.”) Rachel es también estudiosa de las estrategias de las resistencias no violentas, trabajó como pasante en 2009 con el Centro Internacional para el Conflicto no Violento, y ahora continúa ese trabajo de forma independiente. Rachel escribe:

“Como periodistas auténticos, es nuestro trabajo ayudar a que los movimientos transmitan su fuerza al mundo. Es imperativo que escribamos de la voz del pueblo y movimientos que muchas veces son silenciados, mal citados o reprimidos a los margenes de la sociedad y los medios… El principal objetivo del periodista auténtico es defender al pueblo y su verdad y esto es lo que me atrae a ese campo. Cuando la historia de la gente es contada con precisión desde abajo, afecta a los espectadores de forma diferente, en una forma que promueve el cambio y la conciencia. Buscar la verdad es difícil y a menudo la gente elige darse por vencido y caer en la complacencia de los medios censurados. Para mí, el periodista auténtico esta ahí para las veces en que la gente se da por vencida para proporcionar una fuente alternativa de noticias.”

Por favor considere apoyar la beca de Rachel a través de este enlace:

Rebecca Ellis, 37, Ciudad de México

Al haber reportado extensamente sobre las luchas de los trabajadores del Sindicato Democrático Teamsters, así como las luchas de los trabajadores indocumentados en los Estados Unidos, Rebecca también ha trabajado con Democracy Now! en Español en Nueva York y con Latin American News Pool en Berlín. Recientemente, comenzó a colaborar con Narco News TV, y estará aprendiendo habilidades avanzadas en video en la Escuela de Periodismo Auténtico. Rebecca escribe:

“Un periodista auténtico no es completamente objetivo—la objetividad pura no existe. Sin embargo, un periodista auténtico deberá intentar reportar los diversos lados y presentar un argumento viable solo después de haber llevado a la mesa las diferentes voces. Esto incluye la contabilización de los cambios en las alianzas y redes políticas al investigar controversias políticas. Si en un panorama político cambiante se permite enterrar las opiniones conflictivas, el periodista corre el riesgo de convertirse en esclavo de su subjetividad o sesgo político. El antecedente político del periodista sirve mejor como punto de partida…”

Por favor considere apoyar la beca de Rebecca a través de este enlace:

Sandra Vi Sánchez, 28, Ciudad de Guatemala

En 1995 Sandra regreso a su nativa Guatemala a la edad de 13 años después de que el gobierno y la guerrilla firmaran un acuerdo de paz; su familia había estado exilada en México y Nicaragua durante la primera mitad de su vida. Durante los últimos cuatro años, Sandra ha trabajdo en el Archivo Histórico de la Policía Nacional, en donde 8 mil metros cuadrados de papeles documentan la “guerra sucia” de 36 años en su país y las violaciones a los derechos humanos por militares son preservadas y puestas a disposición del público y la prensa. Antes de eso, ella trabajó por cinco años para la revista Noticias de Guatemala. Sandra escribe:

“Algunos factores que creo que puedan ayudar a que un periodista mida la legitimidad de un movimiento social o resistencia civil es la capacidad de ponerse en los zapatos de la otra persona para poder entender mejor el porqué de lo que está aconteciendo, con las conclusiones de las indagaciones que hagamos podremos tener un panorama más amplio de los hechos. Siempre debemos de reportar las acciones de la misma forma, tenemos que ponerle la misma honestidad, importancia e interés periodístico antes, durante y después de los hechos; nuestro objetivo debe ser la transmisión de información verídica, es parte de ser un autentico periodista.”

Por favor considere apoyar la beca de Sandra a través de este enlace:

Shazia Hazan, 42, Karachi, Pakistán

Como Jeremy y Soraya, Shazia no pudo conseguir su visa para asistir a nuestra Escuela 2010 en México, a la que había sido aceptada. No hay una Embajada Mexicana en Pakistán, y la embajada a cargo de expedirlas en la región está en Teherán, Irán, un estado que rechazó la visa de Shazia para viajar ahí con el fin de obtener la visa mexicana, esto debido a que es un estado hostil a periodistas a un extremo paranoico. Sin embargo, hay una ruta más directa que buscaremos ahora en 2011 para hacer el trabajo. Y no somos los que toman un revés como una derrota.

“Hay historias en todas partes si tienes ojos para su captura,” Shazia nos dijo en 2009. Ella continúa su trabajo como reportera en el diario en inglés Dawn en Pakistán. Shazia es autodidacta en periodismo, y una practicante avanzada en karate. Como nos dijo el año pasado:

“Habiendo dejado la educación a temprana edad, soy completamente autodidacta. Hoy día mis primos más jóvenes y el resto de la familia y amigos, que me han visto cocinando, lavando los platos, lavando la ropa y el piso, etc., están sorprendidos de verme en el papel de una periodista exitosa, que ocasionalmente es llamada en televisión como una experta. No tenían expectativas para mí y me habían juzgado como una inocentona. Les ha enseñado, y a mí también, el no juzgar a nadie. La gente tiene un potencial ilimitado para mejorar, así como para cambiar la vida a su alrededor.”

Por favor considere apoyar la beca de Shazia a través de este enlace:

Soraya Aguilar, 40, La Paz, Bolivia

Realmente esperamos que la tercera sea la vencida ahora aquí, luego de haber seleccionado a Soraya para nuestra Escuela de Periodismo Auténtico 2004 en Bolivia, pero ese año su importante trabajo en movimientos sociales en su país le hizo imposible poder asistir. Entonces, en 2009 la invitamos, pero la Embajada Mexicana le negó la visa. Pero así como con otros dos estudiantes en la lista somos muy persistentes. Así que aquí vamos una vez más…

Soraya es una incansable promotora y participante en el cine indígena, organizadora de compañeros periodistas independientes, una de las comunicadoras líderes del movimiento para llevar al ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada y sus colaboradores antes la justicia por los crimenes cometidos en contra del pueblo boliviano, y una de las hacedoras raras y super competentes de la historia con quien nos hemos cruzado en muchos caminos a través de este hemisferio. Este año, con la ayuda de nuestros patrocinadores de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM) trataremos una vez más de traer a Soraya a la escuela. A estas alturas, probablemente ya pueda enseñar los cursos a los que hubiera asistido en 2004, pero como todos saben, a menudo presionamos a los “estudiantes” a que tengan papeles de enseñanza en esta escuela. Así que ¡bienvenida de vuelta Soraya!

Por favor considere apoyar la beca de Soraya a través de este enlace:

Tadeu Breda, 26, San Pablo, Brasil

Periodista independiente cuyos trabajos han sido publicados en los medios principales brasileños como Carta Capital, Forum y Rolling Stone, así como con publicaciones internacionales como Rebelión y la Radio Internacional de Francia. Tadeu pasó cinco meses reportando en Ecuador sobre las elecciones, reformas constitucionales y los primeros meses del presidente Rafael Correa, y en 2009 publicó un libro O Ecuador e Verde. Tadeu escribe:

“Para mí, periodismo es reportaje, y reportaje es calle, campo, selva, sonrisas, lágrimas, piel… gente! No hay reportaje sin investigación. Me encanta la narrativa, el contar historias, tanto con palabras como con imagenes…

El buen periodismo ya es revolucionario. Es decir, en Brasil, los medios alternativos no necesitaban trabajar como militantes de la campaña Dilma Rousseff para, por ejemplo, demostrar que el discurso político de José Serra se basaba en el prejuicio, en la superficialidad y en la oscuridad del pensamiento para ganar el voto de la población. El periodismo auténtico tiene que trabajar para sí mismo. Reportar no es una cuestión de elegir entre uno y otro: es, más bien, no dejarse llevar por una pugna entre candidatos y detenerse en los valores democráticos y su cumplimiento–el periodista auténtico los tiene siempre que defender, caiga quien caiga, sea un político o gobierno de derechas o izquierdas. Podemos apropiarnos de la frase del pensador anarquista Proudhon (“Si hay propiedad, soy contra”) y decir que el periodista auténtico tiene que ponerse eternamente en contra de la injusticia. Si hay injusticia, el periodista tiene que estar en contra.”

Por favor considere apoyar la beca de Tadeu a través de este enlace:

Terri Benenett, 33, Nueva York

Terri recientemente volvió a Nueva York luego de pasar cuatro meses reportando desde Leogane, Haití, el epicentro del terremoto de enero de 2010. En ese lugar tuvo un curso acelerado en los peligros y trampas del periodismo comercial, para los lectores y espectadores, para el periodismo honesto y para la gente y comunidades que se ven tan mal reportados. Ella escribe:

“Estaba muy consciente de los peligros del periodismo comercial en Haití. La ciudad en la que vivía fue golpeada por un terremoto y continuaba ¨sacando la noticia¨ ahí. Recorría el internet por noticias pero encontré que muchos artículos llegaban de forma adulterada. Los reportajes o estaban lavadas para ser lindas y que ¨hicieran sentir bien¨o eran sensacionalistas, de forma en que sugerían que los haitianos afectados estaban parados sobre una pila de escombros llorando por ayuda. Muy pocos de los medios de comunicación parecían centrados en las personas y casi todos no captaban la complejidad de un lugar destruido por un desastre natural pero estaban unidas por un fuerte tejido social. Si bien entendía la necesidad del periodismo de hacer historias ¨accesibles¨y ¨digeribles, me parecía que muchos medios ya sabían lo que iban a publicar incluso antes de que sus reporteros arribaran al lugar, lo que produce una visión de Haití fuera de contexto.

“También tuve la extraña (mala) suerte de quedarme en un hotel en Puerto Príncipe que fue la plataforma para Associated Press durante el aniversario del terremoto. Estaba rodeada del tipo de periodistas ‘paracaidistas’ o ‘buitres’ a los que llegue a tener un gran desprecio como resultado de mi experiencia en Haití. Mientras la crisis se desarrollaba, los periodistas parecían caer del cielo, tomar un montón de fotos de gente en situación desesperadasss, regresaban a su trailer en los compuestos de Naciones Unidas fuertemente custodiados, y procedían a informar a millones de personas sobre ‘la realidad de una nación en crisis’ a pesar de que no tenían nada de experiencias personales para contextualizar sus historias…”

Por favor considere apoyar la beca de Terri a través de este enlace:

Tshepo Tshabalala, 21, Centurión, Sudáfrica

Egresado en 2010 del programa de periodismo en la Universidad de Tecnología Tshwane en donde cofundó el blog Journ’Tau con estudiantes de periodismo, Tshepo ha sido reportero, editor de asignaciones y productor de TV adjunto de distintos medios. El cree que el renacimiento del periodismo en línea pronto llegará a Sudáfrica y aquí explica por que:

“Estoy convencido del periodismo en línea porque creo que África apenas está empezando a explorar ese medio ahora. En África la mayoría de las personas no tienen computadoras, pero hay muchos jóvenes que ahora accesan al internet a través de sus celulares.

“Sin embargo, siento que Sudáfrica no está utilizando adecuadamente el medio en línea lo suficiente aún. Un buen ejemplo es que el único canal de noticias en TV 24 horas, el Canal E News, no tiene un sitio de noticias en línea.

“Hay necesidad de un mayor crecimiento en el sector en línea y que sucederá en los próximos años. Muchos africanos empiezan a utilizar la computadora por primera vez cuando entran a la universidad, y el número de estudiantes universitarios es cada vez mayor, como fue evidente este 2011 con las universidades que no tuvieron cupo para estudiantes que necesitaban entrar a la universidad. Con este cambio radical creo que también habrá un crecimiento en el número de personas que usan el medio en línea y me gustaría ser parte de ese cambio…”

Por favor considere apoyar la beca de Tshepo a través de este enlace:

Tyler Stringfellow, 28, Seattle, Washington, EEUU

Antiguo miembro del departamento organizativo del sindicato United Food and Commercial Workers (UFCWU, por sus siglas en inglés), en donde su trabajo consistía en ser contratado en cadenas farmaceuticas y convencer a otros empleados a firmar tarjetas de afiliación sindical. Tyler conoce la organización comunitaria y siente una necesidad apremiante para convertir su compromiso social al periodismo auténtico y honesto. También ha viajado en varias ocasiones a México y Centroamérica. Tyler escribe:

“El buen periodismo hace diferencia en mi vida todos los días. Personalmente me siento conectado a muchas causas políticas (más íntimamente con muchos de los problemas latinoamericanos cubiertos por Narco News) así que cuando se realiza periodismo de calidad en una causa que me apasiona lo tomo como una victoria personal…

“Para ser periodista auténtico se necesita una enorme cantidad de integridad. Escoger temas de importancia, reportarlos de forma honesta, resistir la presión externa por re enmarcar la historia, mantener la independencia, proteger las fuentes de información así como respetar los derechos de tus fuentes, todo esto requiere un nivel de integridad que no todos poseen…”

Por favor considere apoyar la beca de Tyler a través de este enlace:

Yael Gerson, 32, Londres, Inglaterra

Nacida en la Ciudad de México, Yael reportó y colaboró extensamente con el equipo de Narco News en 2006 durante la cobertura nacional de la Otra Campaña Zapatista, en Michoacán, Morelos y la Ciudad de México. Mientras trabaja en la Universidad de Londres ha trabajado como traductora de documentales producidos por la BBC. Yael escribe:

“Tenemos, como periodistas, el compromiso y responsabilidad para documentar y comunicar las voces de aquellos que son silenciados, y de aquellos que no son escuchados. El simplemente estar de acuerdo con ese silenciamiento es lo que los abogados de los EEUU definen como mala praxis. Cualquiera que haya sido parte de movimientos sociales entienden que estos son procesos muy complejos, en donde la información es a menudo escondida por aquellos en el poder, y es difícil llegar a mucho de lo que sucede. Un ejemplo muy obvio de esto viene con las actuales revelacones de que tres miembros clave del movimiento ambientalista en el Reino Unido eran policías encubiertos. Su rol no es el de descubrir información, sino de deslegitimar al movimiento al conducir a miembros a actividades que el estado ha diseñado. Históricamente, esta ha sido una táctica del gobierno por cerrar instancias de movilización social y resistencia civil. Para mí, es increíblemente importante el documentar la mayor cantidad de voces de la gente posibles, porque es a través de esto que podemos conocer por lo que la gente lucha, y no lo que el líder del grupo, organización o partido define como tal.”

Por favor considere apoyar la beca de Yael a través de este enlace:

Share |

Haz click aquí para más del Otro Periodismo con la Otra Campaña

Read this article in English

Discussion of this article from The Narcosphere


Enter the NarcoSphere to comment on this article

For more Narco News, click here.

The Narco News Bulletin: Reporting on the Drug War and Democracy from Latin America